aprende-youtube-mini-08

Consejos de edición – aprende YouTube 8

Consejos de edición

Parte 8: consejos de edición

Consejos de edición básicos

Ha llegado la hora de repasar algunos consejos de edición que te permitan darles a tus vídeos una calidad y un acabado que no decepcionen a tu audiencia.

Esto no es un artículo técnico en profundidad y, por lo tanto, no vas a recibir consejos de edición profesionales o técnicos. Para ser totalmente sinceros, yo mismo apenas tengo unas habilidades básicas de edición. Sin embargo, eso no es impedimento para crear vídeos que funcionen y puedan atraer a miles o a millones de usuarios a tu canal de YouTube. Al fin y al cabo, debes recordar que YouTube no es como la televisión: no necesitas altos presupuestos ni producciones impresionantes para lograr el éxito.

En cualquier caso, sí existen una serie de consejos de edición básicos que podrían ayudarte a mejorar la impresión que puedas dejar en tu audiencia, lo cual a la larga acabará beneficiando a tu canal en gran medida.

Identifica tu canal

De los consejos de edición, este es el más básico: identifica tu canal de alguna manera al comenzar tu vídeo. Una técnica común es colocar alguna especie de pantalla introductoria (tal vez acompañada de alguna música o sonido característico). De esta forma, todos tus vídeos estarán debidamente identificados con tu nombre, logotipo y tal vez, página web. Si no sabes crear una introducción animada, asegúrate de tener al menos una portada estática.

En la propia página de YouTube, esto no tiene mucho sentido ya que toda la información mencionada ya está a la vista. Sin embargo, puede haber otras circunstancias:

  • Si tu vídeo está incrustado en otras páginas (algo deseable, ya que aumentará el tráfico hacia tu canal), tal vez no sea tan evidente de quién es y la entrada ayudaría mucho
  • Si acabas subiendo tu vídeo en otras plataformas de Internet (como Facebook, por decir un ejemplo), te interesará que la audiencia sepa de donde viene originalmente el vídeo
  • En el caso de que haya usuarios que descarguen tu vídeo y lo proyecten fuera del contexto de YouTube, la entrada ayudará a que la audiencia identifique al autor (tú).

Otra identificación complementaria son las marcas de agua en el vídeo. Se trata de colocar tu logotipo o el nombre de tu canal en una esquina del vídeo, de forma que esté claro en todo momento quién es el autor del vídeo.

Con estos básicos consejos de edición, lograrás que la gente que vea tus vídeos tenga tu canal mucho más presente en su mente.

Edita siempre en HD

Otro clásico de los consejos de edición. Tal y como está la tecnología, no existe ninguna razón para que tus vídeos no estén en HD como mínimo (idealmente Full HD).

Cuando subas vídeos a YouTube, si dichos vídeos tienen un tamaño mínimo de HD (1280 x 720 píxeles) o Full HD (1920 x 1080 píxeles), YouTube les colocará automáticamente al lado una pequeña etiqueta con las letras “HD”. De esta manera, los usuarios podrán identificar a simple vista aquellos vídeos con más calidad técnica en las búsquedas.

Muchos usuarios no quieren ver vídeos que no estén en HD ya que si sus televisores o monitores son muy grandes, la calidad será pésima. Por esto, es importante que aspires siempre al HD como mínimo, pues de lo contrario podrías perder visitas.

Céntrate en los detalles

Habrá ocasiones en las que querrás centrar la atención del espectador en algún punto del vídeo. Para esas ocasiones, es muy recomendable que uses la función de zoom de tu software de edición, así será más fácil que el usuario entienda lo que quieres enseñar.

Otra buena forma de llamar la atención sería combinar el zoom con alguna indicación visual, como flechas, recuadros o tal vez círculos que rodeen el objetivo.

Elimina el ruido estático (si lo hubiera)

Otro clásico de los consejos de edición más básicos posibles. Si no me hiciste caso y no tienes un buen micrófono, entonces probablemente todo tu audio contendrá ruido estático extremadamente molesto.

Aunque lo ideal es siempre tener un micrófono en condiciones, si eso no te resulta posible, al menos trata de eliminar la estática usando tu software de edición (si lo permite) o tal vez la herramienta gratuita Audacity, que puede cumplir perfectamente con este propósito.

Nivela el audio

A menudo tendrás que combinar diferentes tipos de sonido en tus vídeos. Tal vez quieras poner música mientras hay personas hablando. Tal vez estés hablando tu mientras estás jugando a un juego que también tiene sonido. En cualquier caso, siempre que tengas que mezclar diversos sonidos, es importante que priorices el más importante de ellos.

Siguiendo con los ejemplos anteriores, si estás hablando mientras hay algo de música, asegúrate de que la música es sólo de fondo para que no interfiera con tu voz (deja el volumen de la pista de música muy bajo, alrededor del 15% o 20%), de lo contrario no se te entenderá y tus espectadores se quejarán en los comentarios.

¿Más consejos de edición? Aquí tienes uno importantes: otra nivelación básica de audio que debes realizar es en las transiciones entre diferentes segmentos. Si tu vídeo es muy largo, es posible que lo hayas grabado en partes separadas. Si no estabas a la misma distancia del micrófono o si se ha producido cualquier otra circunstancia, es probable que el volumen del sonido no sea regular (en unos fragmentos es muy alto y en otros muy bajo). Asegúrate de nivelar el volumen de todos los fragmentos (ayúdate de las gráficas de volumen que seguramente tendrá tu editor) para que el espectador final no sufra molestos cambios de volumen que le hagan abandonar el vídeo.

Elige siempre MP4

Pensarás que esto no tiene lugar en los consejos de edición, ya que es más bien una restricción. Sin embargo, en esto es mejor que me hagas caso. Aunque técnicamente YouTube admite muchos formatos diferentes, MP4 es el que te da el menor tamaño de archivo manteniendo una calidad decente. Un vídeo que ocupa 100 MB  en MP4 podría ocupar más de 1 GB en AVI, lo cual es casi 10 veces más de tamaño.

Por un lado, tardarás más en subir el vídeo (lo cual es arriesgado, ya que si tu conexión se interrumpe tendrás que comenzar de nuevo. Por otro, al final YouTube lo acabará convirtiendo internamente en sus servidores a MP4 de todas formas, así que de esta manera también ahorras tiempo de procesamiento tras haber subido el vídeo.

Otro detalle a tener en cuenta es que deberías intentar codificar el audio con H264, el cual funciona muy bien con el formato MP4.

Intenta llegar a 10 minutos

Esto es un consejo raro, pensarás. ¿Por qué 10 minutos? Se trata del tiempo mínimo que YouTube exige para poder colocar más tipos de publicidad en un vídeo (lo veremos más adelante de forma detallada), lo cual potencialmente podría significar más ganancias para ti en un futuro. Y ojo, esto es importante: si tu vídeo es muy corto debido a su concepto o simplemente porque no se puede sacar más contenido, no intentes rellenarlo de forma artificial, pues el resultado será peor y los usuarios no estarán contentos. Cuando hablo de llegar a 10 minutos, me refiero a casos factibles, como vídeos que puedan durar 9:30 y se puedan estirar hasta los 10 minutos poniendo una pantalla con tus redes sociales (mira el siguiente consejo) o cualquier otro contenido, como una canción de cierre o créditos.

Como ves, los consejos de edición vienen en todos los colores.

Termina el vídeo de forma apropiada

Para finalizar los consejos de edición, recuerda siempre despedirte de tus espectadores al terminar el vídeo. Muchos creadores en YouTube tienen saludos y despedidas característicos y tal vez tu también quieras crear tus saludos y despedidas propios que te identifiquen.

En cualquier caso, antes de despedirte, es bueno que les recuerdes a tus espectadores que se suscriban, le den a “me gusta” y comenten en tus vídeos. No te preocupes, más adelante sabrás el propósito real de esta estrategia (el cual es más profundo de lo que mucha gente parece entender).

Si tienes redes sociales o página web para tu canal (no te preocupes, más adelante discutiremos esta potente estrategia avanzada), es buena idea que lo indiques al final con alguna pantalla informativa para que el usuario sepa que puede unirse a tu comunidad.

Y recuerda: aunque todos estos consejos de edición sean básicos, también resultan fundamentales para darles a tus vídeos unos niveles mínimos de calidad.

Volver a la parte 7: crear tus vídeos

Ir a la parte 9: publicar tus vídeos

¿Te ha gustado? ¡Colabora en Patreon!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *